La Policía de Alicante disuelve una decena de fiestas en viviendas durante la pasada madrugada

27 de febrero de 2021 0 Por LvM
Spread the love

La Policía Local de Alicante ha disuelto durante la pasada noche 10 fiestas en viviendas de la ciudad y ha impuesto 65 denuncias por no llevar mascarilla, estar en grupos y no respetar el toque de queda y ha levantado 24 sanciones por incumplir el cierre perimetral.
La Policía Local ha instalado once controles en los accesos a la ciudad, en los que se han interpuesto 24 denuncias a personas por incumplir el cierre perimetral y ha controlado 1.100 vehículos, ha indicado el consistorio en un comunicado.
Durante la noche, los agentes han interceptado a 24 vehículos, con una intensidad de tráfico muy baja, han denunciado a tres vehículos por carecer de seguro e incumplir el toque de queda y han retirado uno de ellos al depósito municipal.
Por otra parte, el Ayuntamiento ha reforzado la vigilancia y control de la seguridad para hacer frente a los botellones y las fiestas en viviendas. En ambos casos, ha insistido el consistorio, «se pone en riesgo de contagio porque se reúne un número superior de personas al permitido y de no convivientes, sin mascarillas y a su vez generan molestias y ruidos a los vecinos».
Por su parte, el servicio Nocturno de la Policía ha atendido un total de 10 fiestas en viviendas durante la noche, que se han disuelto y sancionado a sus participantes. En concreto, los agentes han acudido a los domicilios situados en la avenida de Orihuela, Rambla, Ciudad de Bari, Santa Leonor, Astrónomo Comas Sola, Glorieta Reino Unido, Escultor José Gutiérrez, Churruca y Castaños, respectivamente.
Estas actuaciones forman parte del «amplio» dispositivo de la Policía Local. Durante toda la tarde y noche también se han disuelto y denunciado a 20 personas que estaban reunidas en grupos, a otras 15 por no llevar mascarilla y fuera de los controles se han levantado 13 actas por incumplimiento del toque de queda a personas que circulaban por la ciudad pasadas las 22.00 horas.
ACCIDENTE
Además, los agentes han atendido y localizado sobre las 05.15 horas un vehículo accidentado en la avenida de Doctor Jiménez Díaz con la calle Vicente Blasco Ibáñez. A su llegada, el conductor no estaba presente. No obstante, cuando una patrulla realizaba el parte del accidente, el conductor del vehículo se personó en el lugar y dio resultado positivo en las pruebas de alcoholemia. Por ello, se han instruido diligencias por delito contra la seguridad vial.
La Policía Local investiga las causas del accidente, pero, al parecer, se trataría de una salida de la vía con un único vehículo implicado que colisionó contra un vallado de protección peatonal. Como consecuencia del impacto, han resultado dañados tanto el vehículo como la valla.
El concejal de Seguridad, José Ramón González, ha destacado que este fin de semana la ciudad «afronta ya el último cierre perimetral», cuyo resultado «ha sido positivo, ya que la incidencia del virus ha bajado de una manera muy importante».
«En la jornada de ayer tan sólo un dos por ciento ha incumplido el cierre perimetral, algo que representa un porcentaje muy bajo», ha indicado, al tiempo que ha pedido «seguir trabajando, esforzándonos y cumpliendo todas las normas preventivas en el uso de la mascarilla, distancias y evitar grupos».
El edil ha agradecido a la ciudadanía «el esfuerzo y alto grado de cumplimiento en este último mes de las restricciones», con los que «hemos logrado que la ciudad registre un número bajo de contagios en estos momentos». «Sin bajar la guardia debemos seguir luchando por nuestras vidas y la de los familiares con los que convivimos», ha añadido.
Finalmente, ha avanzado que con el objetivo de «no dar ningún paso atrás», la Policía Local continuará con los operativos «para protegernos». «Es muy importante para el Ayuntamiento conseguir erradicar los botellones y que los jóvenes entiendan que no se puede consumir alcohol en la vía pública», ha defendido.
«La semana que viene vamos a volver a una pequeña normalidad. Se van a abrir las terrazas de la hostelería, se amplía el número de personas que pueden haber por grupos y vamos a iniciar una desescalada que debe ser muy tranquila y lenta. Para no tener que volver a nuevas restricciones es necesario que evitemos juntarnos en grupos y llevemos siempre las mascarillas, sin exponernos a riesgos que podrían ocasionar nuevos contagios», ha aseverado.